El enfoque de la prensa internacional
Los medios se ocuparon del aniversario de la caída de De la Rúa e hicieron la crónica de un año de tango
Se refirieron a las consecuencias económicas que produjo la crisis institucional
  • Definieron el 2002 como un año "horrible" y destacaron el aumento de la pobreza y el languidecimiento de la clase media
  • Dicen que hay pocas señales de reactivación para 2003
A un año de la caída de Fernando de la Rúa, la prensa internacional mostró interés en dar a conocer no sólo las diversas manifestaciones y actos que se suscitaron, sino también las consecuencias económicas de la crisis institucional. Los medios extranjeros coincidieron en definir la situación de este último año como "la peor de las crisis de la historia de nuestro país", según el monitoreo de noticias realizado por el servicio GlobalNews.
.
O Estado de São Paulo asegura: "Un año horrible. Esta podría ser la definición sobre el año 2002 para los argentinos. La Argentina dejó de ser un país europeo para transformarse en un país "cualquiera" latinoamericano. La clase media está en extinción acelerada".
.
Cinco Días, de España, publica: "Una precaria estabilidad monetaria, la eliminación del corralito y la caída de la inflación tienen como reverso una contracción económica (el PBI cayó el 10,1% en el tercer trimestre) que alimenta la protesta social y la división política. Sin acuerdo con el FMI y una deuda pública creciente, Duhalde afronta un desafío descomunal para conducir el país hacia las elecciones presidenciales previstas para el 27 de abril".
.
El Universal, de México, titula: "Argentina, un año de tango. Los 11 días que hundieron al denominado "milagro argentino". Abandonó la convertibilidad, el peso se devaluó en 350%, se decretó el default. Los sectores financieros y empresarios de primera línea lograron grandes ganancias al pesificar deudas y créditos; aparecieron los niños famélicos, los ejércitos de hambrientos".
.
Le Monde, de Francia, publica: "Desde hace un año, la Argentina se debate en la peor crisis que conoció jamás. El FMI muestra una rigidez inédita frente a este país que en otro momento fue mimado. ¿Europa, cuyos intereses económicos están muy presentes en la Argentina, abogará por la causa de Argentina? Lavagna no puede afirmarlo".
.
Para El Mercurio, de Chile: "A un año de la caída del gobierno de De la Rúa, la economía muestra tibios signos de reactivación en momentos en que la tasa de pobreza es del 53,8% y los ingresos de los trabajadores cayeron en 30 por ciento".

LA NACION | 22/12/2002